Monstruos

Esta noche los monstruos han venido a visitarme. El primero, era un enorme pájaro que arrancaba salvajemente la carne de mi brazo derecho. Estaba fuera de sí, loco ante su presa. Recuerdo ver mi brazo con agresivas irregularidades entre las distintas capas de la piel y la carne. Lo que ahora me pregunto es cómo no sentí dolor alguno.
Al segundo no lo he visto. Estábamos Azul, Gwen y yo en una especie de fábrica de viejas y castigadas paredes grises. Era de noche. Olía a oscuridad y persecución. Mi corazón palpitaba acelerado y con fuerza. En mi brazo izquierdo, por debajo del deltoides, no puedo ver cómo, ha aparecido de repente un gran corte transversal. Nos hemos parado en una sala cuadrada ya que Azul ha dicho que debíamos detenernos para ocuparnos de mi brazo. Gwen me ha dado una botella de vodka y Azul ha cogido una enorme aguja que ha hilado en negro. Recuerdo que era un hilo grueso y algo metálico. Ellas se han mirado; luego, me han dicho: “Bebe”. He bebido un gran trago directamente de la botella y la he golpeado contra el suelo al sentir el alcohol puro y caliente circular por mi interior. “Bebe”. He tomado otro trago y, Azul, ha empezado a coser. Ahí si recuerdo el dolor. Me veo apretar fuertemente la botella para soportarlo. No miro lo que hace, pero siento como coge la carne y va uniéndola; noto el hilo pasar entre mi piel lentamente, una y otra vez. No me quejo. Aguanto el dolor como puedo e intento permanecer lo más inmóvil posible. Ella trabaja concentrada. Puedo sentir su sudor frío. Hay un tremendo silencio; sólo se escucha el susurro agitado de nuestras respiraciones. Sigue cosiendo; sigo notando el hilo, cada vez más corto, pasar. Al fin, termina. Miro mi brazo y compruebo que ha hecho un buen trabajo. La carne está de nuevo unida por un hilo secuenciado en tramas bastante regulares. Coge ella entonces el vodka y es ella la que da un largo trago; luego, nos miramos profundamente y, tras unos largos segundos, las tres nos abrazamos.
“Arriba, debemos continuar”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario